Fiesta PCE 2012Presentación del libro Carta a Hessel1, de Juan Ramón Sanz

Antonio Alcolea Aullón 23/09/2012

“Para los que la lucha de clases es más decisiva que nunca, muchas de las energías individuales que hoy se expresan en las calles, pueden terminar siendo una pérdida de energía” p.55, Carta a Hessel, J.R.Sanz.

Este extracto bien puede ser leitmotiv de la obra que se ha presentado la última mañana en la fiesta del PCE 2012. Pero sería un reduccionismo dejar en eso toda la reflexión que éste pequeño panfleto, en el sentido más clásico, expone al lector. En un formato limpio, claro y corto, y con la coartada de dirigirse en forma de misiva, Juan Ramón Sanz, sin duda un peso pesado de nuestra historia política2, contesta a Stephane Hessel y los planteamientos expuestos en su “Indignaos”.

¿Es suficiente la indignación, aún siendo mejor que el hastío o la desesperanza, para cambiar la estructura social que nos ha llevado a la situación que vivimos? Esta insuficiencia, y la falta de identificación por parte del político francés de un enemigo histórico, el capitalismo, es la línea dura de la reflexión del autor. Tanto Sanz, como su acompañante en la mesa, el también histórico Paco Frutos3, han centrado su exposición en la manera de organizar las luchas sociales, única forma de darles un resultado emancipador, y en cómo la dialéctica de la lucha de clases, el análisis marxista y la reagrupación de la clase trabajadora como único sujeto revolucionario, puede convertir en progreso social lo que hasta ahora no consigue pasar de multiples luchas pequeñas. A diferencia de Hessel, que no nombra en su panfleto el término capitalismo, Sanz hace incapié en identificar el origen y la evolución de nuestra forma de vida, y en consecuencia del colapso al que asistimos, en la economía de mercado.

El desarme de la clase trabajadora como sujeto que se identifica a si mismo ha convertido las luchas sociales, especialmente desde los años 70 en adelante, en múltiples sujetos sin conexión entre ellos, incluso reacios a cualquier elemento que los identifique más allá de un momento y lugar concretos; y por lo tanto de rápida disolución. Parece claro que los movimientos ciudadanos aparecidos en los últimos años, como el 15M, o los Foros Sociales en la década de los 2000, nos muestran una demanda emergente de protesta y transformación. Sin embargo, la apuesta de Hessel en este sentido pasa por la desideologización, el rechazo a las instituciones, democráticas o no, y por una criminalización sin criba de todo ejercicio de la política como fuente de interés individual, espurio y alejado de la población. No identifica Hessel, como sería de esperar a continuación, el sujeto social articulador de dicha situación, el sistema capitalista según Sanz, ni la forma de organización que debe de transformar la deriva catastrófica que sí que denuncia. En esta carta intenta corregir el autor esas ausencias y deja claro su apuesta por la recuperación ideológica de aquello que define en suma, a pesar de los modernos secesionismos sociales, el punto común de todos los afectados; su condición de clase trabajadora.

El autor de Indignaos sí reivindica, como ejemplo de construcción social y de lucha emancipadora, su experiencia pasada como resistente francés, guerrillero y preso del fascismo. Esto, como hace notar el también resistente Sanz, choca con sus postulados actuales, pues fue necesaria una fuerte estructura ideológica y organizativa para llevar adelante tal lucha en los años 40 y 50 del siglo XX. Sin duda, el rechazo a la política y a los sujetos unitarios no habrían permitido los avances a que llegó Europa.

“Las transformaciones que han experimentado las fuerzas productivas y la clase trabajadora en su conjunto y las peculiaridades de esos cambios, junto a los errores que hemos cometido la izquierda real en la época de las vacas gordas, pueden aconsejarnos un cambio de estrategia, pero nunca de objetivos ni renunciar al instrumento que para alcanzarlos es la política.”p.79, Carta a Hessel, J.R.Sanz.

Stephane Hessel, después de aparecer como mensajero de una generación harta de guías y unidades politizadas de manera perversa, reapareció hace un año en España con un claro mensaje: vota PSOE. Curioso alejamiento de los que se denominaban sus “hijos”, y que no tuvo tiempo, seguramente por su apretada agenda de apoyo al entonces candidato Rubalcaba, de atenderlos como ellos hubieran deseado desde la Puerta del Sol.

Ambos ponentes pusieron el acento final en que “la construcción socialista es difícil, pero imprescindible” (P.Frutos) y en que “puesto que no se dan las condiciones de un vuelco revolucionario, sólo un impulso que saque a IU de la miseria electoral […], puede llevar a que las luchas conlleven cambios objetivos de la sociedad mediante el cambio democrático.”(J.R.Sanz)

“Cuando millones de personas salen a las calles del país contra la política laboral del gobierno convocados por los sindicatos y la izquierda real […], algo está cambiando que, en parte, mitiga los ramalazos pesimistas de esta misiva y, en parte, confirma la mayoría de tesis en ella vertidas[…]” p. 96, Carta a Hessel, J.R.Sanz.

Acaba así Juan Ramón Sanz, su libro y la presentación, volcando un optimismo, en parte fruto de cierto viraje politizante que ha iniciado parte del 15M, y dejándonos este ejemplo de un género literario que es propio a la izquierda, y que es siempre necesario por su contundencia y utilidad.

1. Sanz, J.R.. Carta a Hessel. Ed. Funadación Domingo Malagón. Abril 2012. 100 pp. Pvp 5€.

2. Juan Ramón Sanz, Madrid 1944, politólogo y sociólogo, militante antifranquista en el PCE clandestino, consultor de organismos internacionales (ONU, UE), ha sido concejal y diputado en la C.A. de Madrid por IU, así como secretario general del Partido Comunista de Madrid.

3. Paco Frutos, Calella 1939, político y sindicalista comunista desde la clandestinidad, en CCOO, PSUC y PCE. Ha sido secretario general del PSUC, secretario general del PCE, y diputado y candidato a la presidencia del gobierno por IU, entre otros cargos.

En esta sección

XX Fiesta del Partido Comunista de AndalucíaEn memoria del camarada cordobés Rafael Torres Porras "Matías"El Partido Comunista de España rindió homenaje a la camarada Sagrario Losada Martín, recientemente fallecidaResolución del PCE sobre la guerra en SiriaEl PCA celebrará su XII Congreso del 30 de junio al 2 de julio en el que debatirá una “revolución organizativa”

Del autor/a

Presentación del libro “Las transformaciones hacia el Socialismo en Venezuela. Comparativa de las reformas laborales de España y Venezuela”Masacre en Gaza. Herramientas contra la ocupaciónPresentación de “Los hombres mojados no temen la lluvia”, de Juan MadridPresentación del libro Carta a Hessel1, de Juan Ramón SanzPresentación del 'Octavo informe asturiano de verificación del estado de los Derechos Humanos en Colombia'