Entrevista eurodiputado del Partido Comunista PortuguésMiguel Viegas: “Hay que romper con el Euro porque es un instrumento de dominio político” Nosotros identificamos el inicio del problema en el Tratado de Maastricht. La estrategia era clara, se ponía en marcha un proyecto del gran Capital destinado a controlar a los países y su soberanía.

Partido Comunista de Asturias . Secretaría de Comunicación 14/07/2017

“La salida del Euro es una de las tres medidas esenciales para nosotros, junto con la renegociación de la deuda y el control público de los bancos”.
Conversamos con Miguel Viegas, eurodiputado del Partido Comunista Portugués, miembro de la Comisión de Asuntos Económicos y Monetarios de la UE.

Este economista de 44 años nos habla de su trabajo en el marco institucional europeo y de la necesidad de dar la batalla ideológica por la ruptura con el Euro así como de la importancia de mantener un partido comunista fuerte ideológicamente y organizado en la movilización social.

Mundo Obrero: Desde el PCE somos muchas y muchos los que miramos hacia el PCP como un referente en muchas cosas. Ahora que estamos a las puertas de nuestro XX Congreso nos gustaría conocer vuestra experiencia tras vuestro XX Congreso celebrado en diciembre de 2016 a nivel interno y externo.
Comenzando por la organización del Partido, en el PCE se abre paso en este XX Congreso la posibilidad de recuperar el leninismo, el centralismo democrático y los principios de la sectorialización. Sin idealismos ni voluntarismos. Desde vuestra experiencia, ¿qué nos podéis aconsejar?
Miguel Viegas:
Para nosotros, y no nos cansamos de repetirlo, el Partido es una herramienta principal política e ideológica que alimenta al resto, a nuestro trabajo en los frentes de lucha con los trabajadores y trabajadoras y también a nuestro trabajo en las instituciones tanto en el país como en el Parlamento europeo. Por tanto el trabajo de organización del Partido es esencial y nunca está acabado, es muy importante el trabajo diario. Ese trabajo, que hacemos desde los niveles más locales y regionales, se basa en organizar, reunir, divulgar en los medios y en la calle.

El trabajo sectorial no es fácil, requiere de mucho trabajo. Muchas veces, en las empresas, no logramos la implantación necesaria, y tenemos que replantearnos las estrategias y comenzar de nuevo porque nuestras estructuras desaparecen. Así que hay que comenzar de nuevo constituyendo una célula, y otra vez vuelta a empezar. Es un trabajo permanente que nunca se termina.

Mundo Obrero: Manteniendo vuestra propia personalidad política, llevando a cabo una política de alianzas, habéis llegado a ser llave clave en el gobierno del país…
M.V.:
Nuestro último Congreso sirvió para reafirmarnos en nuestra identidad comunista y nuestro compromiso con las ideas para la construcción del socialismo.

Es clave que los documentos estén claros. Nosotros renunciamos a presentarnos con nuestras siglas a las elecciones, vamos en una coalición, pero somos siempre coherentes con nuestras ideas.

Nuestro XX Congreso lo realizamos en diciembre de 2016, y desde febrero estuvimos meses trabajando un mismo documento entre todos y todas, reuniéndonos y debatiendo. Y este documento es hoy un aporte fundamental para explicar a nuestros colectivos porqué apoyar un gobierno del Partido Socialista (PS). Era muy importante explicar las razones y también tener claros los límites.

Sabíamos que el gobierno primero tenía que dar respuesta a los problemas sociales del país: el paro, la pobreza, los bajos salarios, la defensa de los servicios públicos…

Si no tuviéramos un Partido organizado, todo esto sería mucho más difícil.
La labor diaria a nivel institucional requiere de un equilibrio constante muy complejo, en cada votación y cada iniciativa.

M.O.: Por otro lado, en la primera fase de nuestro Congreso, celebrado en abril de 2016, nosotros apostamos por la salida de esa UE y del EURO de manera nítida, considerándolos irreformables. Vosotros habéis sido muy claros con esto también…
M.V.:
Respecto a la UE, nosotros hacemos el análisis sobre la realidad concreta. A nivel ideológico tenemos claro nuestro rechazo a esta integración europea claramente capitalista y neoliberal, que acaba condicionando todas los niveles de intervención política. No creemos que esta UE tenga posibilidad de reforma, aunque la salida de ella en este momento sea muy difícil. Nosotros queremos otra Europa, con un programa que rompa con las políticas erradas de la austeridad y en general con las políticas neoliberales. Europa sí, pero no así.

M.O.: ¿Y el Euro?
M.V.:
Lo hemos dicho muy claro. Denunciamos el Euro como instrumento de dominio político, por lo tanto nuestra primera batalla es la salida del euro, y así lo proponemos tanto en la Asamblea Nacional como en el Parlamento Europeo. La salida del Euro es una de las tres medidas esenciales para nosotros, junto con la renegociación de la deuda y el control público de los bancos.

La UE es responsable de muchos de los problemas que hoy tiene Portugal, porque a través del euro se impulsaron las privatizaciones y las políticas más neoliberales que condicionaron los procesos productivos en Portugal. Esta es nuestra propuesta y nuestra lectura, no tenemos ninguna esperanza reformista ni de la UE ni del Euro.

M.O.: Al final es una cuestión de soberanía.
M.V.:
Eso es. Nosotros identificamos el inicio del problema en el Tratado de Maastricht. La estrategia era clara, se ponía en marcha un proyecto del gran Capital destinado a controlar a los países y a su soberanía.

M.O.: El problema está en el “cómo hacer”…
M.V.:
En este momento, y desde los análisis de la realidad actual, no vemos la posibilidad hoy de un proceso de convergencia a escala internacional que nos permita esa ruptura. Pero hay que seguir sembrando ese camino de defensa de la soberanía de los pueblos de Europa. Nosotros defendemos las políticas patrióticas de izquierdas que no tienen nada que ver con el nacionalismo.
Por eso hacemos propuestas concretas a diario que permiten identificar los problemas y en el fondo continuar elevando la conciencia de los trabajadores, del pueblo portugués, para que sean conscientes de la necesidad obligatoria de enfrentar más tarde o más temprano esta necesidad de ruptura que nosotros defendemos. Con las campañas que estamos realizando buscamos mantener en el horizonte la alternativa que proponemos, explicarla y difundirla en las instituciones y en la calle.

M.O.: Volviendo al ámbito portugués, ¿creéis que el gobierno progresista puede ser un riesgo para la desmovilización social?
M.V.:
Ese riesgo existe. El actual gobierno en Portugal no puede mantenernos pasivos, como si los Socialistas fuesen a solucionar ahora todos los problemas. Desde todos los frentes, y sobre todo el sindical, nuestro trabajo y empeño es elevar los niveles de movilización. La lucha y la movilización son nuestras herramientas para presionar al gobierno del Partido Socialista para impulsar políticas más de izquierdas. Son procesos complejos, pero yo creo que la tendencia es de crecimiento de la lucha, de comprensión de la situación social.

M.O.: La movilización es clave, pero aquí en España se ha roto la dinámica del crecimiento movilizador y la tensión social con los procesos electorales…
M.V.:
Hay que estudiar cada situación especifica de cada país porque las propuestas no pueden ser trasladadas exactamente iguales de un país a otro. Las condiciones en cada país son diferentes. La clave es adaptarse a las situaciones, buscar formas de aumentar la tensión social y no perder el norte, el horizonte.

M.O.: Esto requiere elevar la batalla ideológica…
M.V.:
La batalla ideológica es fundamental y se tiene que dar en todos los frentes. La barrera mediática del sistema nos obliga a ser más imaginativos, más creativos, y el potencial de las redes sociales es muy importante en ese trabajo. Tenemos que encontrar formas de comunicar nuestros mensajes, propuestas y campañas.

En esta sección

La Casa Real y el Gobierno, cómplices de la dictadura saudíIU denuncia el acuerdo para mantener en secreto la venta de armas a Arabia SauditaAbierta cuenta de donaciones tras el huracán Irma: solidaridad con Cuba, el país más solidario del mundoDe la intervención del canciller venezolano, Jorge Arreaza, en el 36° Período del Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra, SuizaUn grito contra el genocidio en Birmania

Del autor/a

El Partido Comunista de Asturias declara rotundamente falsa la pretensión de que esté incurso en un delito de financiación ilegalEL PCA en Oviedo rechaza la moción sobre Venezuela aprobada en el pleno municipalDeclaración de apoyo a la República Bolivariana de Venezuela y a las elecciones del 30J para la formación de una Asamblea Nacional ConstituyenteMiguel Viegas: “Hay que romper con el Euro porque es un instrumento de dominio político”Nueva web del Partido Comunista de Asturias