El neoliberalismo de Macron consigue la mayoría absoluta en las legislativas francesas

Raúl García Hémonnet 06/07/2017

El pasado 18 de junio, con la segunda vuelta de las elecciones legislativas, se cerró el ciclo electoral francés que arrancó con la campaña de la primera vuelta de las presidenciales allá por el mes de marzo. El resultado de las elecciones legislativas, en la que se elige a los diputados de la Asamblea Nacional deja, como preveían todas las encuestas, una mayoría absoluta para el ‘partido-movimiento’ La República En Marcha, liderado por el recientemente elegido presidente de la República, el liberal-social Emmanuel Macron, que ha obtenido 306 diputados de un total de 577 escaños. Es una victoria clara, pero no tan apabullante como preveían las encuestas, que daban a LREM (Compuesta por En Marcha y el MoDem del centrista François Bayrou) hasta 455 diputados. Aunque no hay que perder de vista que el partido-movimiento de Macron no existía hace apenas 1 año.

La segunda fuerza de la Asamblea Nacional será la formación de derechas Los Republicanos, que ha obtenido 112 escaños, 80 menos de los que obtuvo la UMP (formación madre de LR) en el año 2012. El gran partido de la derecha francesa, que afronta un descenso muy significativo de su fuerza parlamentaria, se enfrenta ahora al dilema de apoyar el Gobierno de Édouard Philippe, primer ministro elegido por Macron o votar en contra, dilema que produce tensiones en la formación de François Fillon.

La tercera fuerza parlamentaria tras los comicios del 18 de junio es el partido socialista francés, que pierde nada menos que 250 escaños respecto a 2012 y se queda con 30, este desastroso resultado confirma que la irrupción de Macron ha afectado mucho más al social-liberalismo francés que al centro derecha. Es el peor resultado del Partido Socialista en décadas y se inscribe en la enorme crisis que vive el social-liberalismo europeo. Al conocer el resultado, el primer secretario del Partido Socialista, Jean Cristophe Cambadélis, anunció su dimisión, llamó a “una profunda reflexión a la izquierda tanto en sus ideas como en sus organizaciones” y habló de “una deriva sin excusas del partido socialista”.

La suma de Insumisos y PCF da para grupo parlamentario

En la izquierda, la Francia Insumisa de Jean Luc Mélenchon no consiguió trasladar a las legislativas la dinámica que llevó a su candidato a rozar la segunda vuelta de las presidenciales con la punta de los dedos. La Formación eco-socialista entra en la Asamblea Nacional con 17 diputados, encabezada por el propio Mélenchon que consiguió su escaño por una de las circunscripciones de la región de Marsella y será, por primera vez, diputado en la Asamblea.

El Partido Comunista Francés, por su parte, ha obtenido 10 diputados, una cifra que no le permite tener grupo parlamentario propio, ya que el límite mínimo de diputados para formarlo está en 15. Jean Luc Mélenchon, líder de la Francia Insumisa ya ha señalado que su formación tendrá grupo propio y que tiende la mano a “aquellos que se quieran sumar al combate” contra las políticas antisociales que prepara el ejecutivo de Macron. Varios diputados comunistas, como la ex líder del partido Marie George Buffet, reelegida en Seine Saint-Denis, un bastión de izquierdas de la periferia de París, ya se han mostrado favorables a la conformación de un grupo parlamentario único FI-PCF, pero no está claro que ese deseo se convierta en realidad, habida cuenta de los anteriores desencuentros entre el partido de Mélenchon y los comunistas en referencia a la elaboración de listas conjuntas para las legislativas y ciertas diferencias programáticas, especialmente en lo referente a Europa y la energía nuclear.

Le Pen es elegida pero no logra grupo

El Frente Nacional de Marine Le Pen, por su parte, ha conseguido un total de 8 diputados, incluida la propia líder del partido, por la circunscripción de Henin-Beaumont (Norte de Francia) así que será diputada en la Asamblea Nacional por primera vez. La líder neofascista consideró que su partido es uno de los grandes damnificados por el sistema a dos vueltas y exigió que se cambie por un sistema proporcional.

Le Pen ha visto como en estas elecciones legislativas su segundo, Florian Philippot no ha conseguido el escaño y, a la hora de escribir este artículo, como su padre, y el histórico líder del Frente Nacional, Jean Marie Le Pen, ha pedido su dimisión, así como el de toda la dirección del partido.

Una abstención récord

Las elecciones legislativas francesas, además de la clara victoria de LREM de Macron, dejan otra noticia de calado: una abstención del 57,36 por ciento que supone un desinterés por este tipo de comicios por gran parte de la población francesa, esta tasa de abstención en la segunda vuelta de las elecciones legislativas no ha parado de crecer desde1997, cuando alcanzó el 39’69%. La abstención de estas legislativas 2017 sólo se ha visto superada por la de las elecciones europeas de 2009, en las que la abstención alcanzó el 59’37% del electorado.

Las elecciones legislativas francesas dejan, en definitiva, un parlamento mucho más derechizado que en 2012 y dan inicio a un periodo convulso en lo social en Francia, ya que Macron ya ha señalado que aprobará su reforma laboral, una vuelta de tuerca a la que aprobó el Gobierno socialista, por decreto.

Publicado en el Nº 308 de la edición impresa de Mundo Obrero julio-agosto 2017

En esta sección

Hacia un segundo Foro de fuerzas de izquierdas, verdes y progresistas europeasAlbiol denuncia el “agravio comparativo” impuesto por el Gobierno del PP en la próxima visita de Mahmoud AbbasVenezuela ante la guerra económica de la burguesía, del imperio y su guerra mediáticaLa diplomacia económica y los derechos humanosEl PCE rechaza las sanciones impuestas a Venezuela y exige a la UE el cese de sus actuaciones injerencistas y belicistas

Del autor/a

El neoliberalismo de Macron consigue la mayoría absoluta en las legislativas francesasEl neoliberalismo y el neofascismo quedan como únicas opciones en las presidenciales francesasFrancia se acerca a una cita con las urnas presidida por la incertidumbreLos 100 días de 'Ken' SánchezArmando Fernández Steinko: "El capitalismo financiero genera comportamientos delictivos"