El PCA denuncia a la Legión por sus cánticos machistas y denigrantes

Mundo Obrero Redacción 29/01/2018

El Partido Comunista de Andalucía ha interpuesto denuncia ante la Fiscalía especial para delitos de odio y discriminación en la provincia de Cádiz contra integrantes del destacamento de la Legión y oficial al mando por un presunto delito de odio contra las mujeres.

El pasado día 11 de diciembre en Sanlúcar de Barrameda, Cádiz, un destacamento de la Legión desfiló por las calles de la localidad con motivo de una exhibición realizada. Durante el citado desfile los integrantes del destacamento iban entonando cánticos que guiaba el oficial al mando. En un momento dado dichos cánticos se dedicaron a denigrar e insultar a las mujeres como tales, en un contexto festivo, normalizando el insulto y dándose la circunstancia de que en el citado desfile también participaban mujeres que debemos suponer se veían obligadas a corear esos cánticos.

Los cánticos fueron los siguientes:
"Yo prefiero tener un cabo a tener una mujer, porque el cabo te da la hostia, y la mujer la hostia es".
"Yo prefiero tener un tanque a tener una mujer, porque el tanque va a la guerra, y la mujer la guerra es".
"Yo prefiero tener un árbol a tener una mujer, porque el árbol tiene ramas y la mujer eh eh eh" [una interjección que sustituye a la expresión ramera].
"Yo prefiero tener un perro a tener una mujer, porque el perro ladra que ladra, y la mujer ladrona es".

Izquierda Unida de Sanlúcar e IU Andalucía, se hicieron eco y denunciaron públicamente los cánticos. Como consecuencia de su difusión en los medios de comunicación, el Ejército de Tierra ordenó “que se supriman del “costumbrismo” de sus unidades cánticos como los protagonizados, puesto que, aunque dichos cánticos son marcadamente tradicionales y antiguos son carentes de oportunidad”.

A pesar de las declaraciones del Ejército de Tierra consideramos que, lejos de disculpar el comportamiento de la legión, vienen a suponer un reconocimiento de un hecho acostumbrado en el ejército que en nada ayuda a la superación de la discriminación hacia las mujeres, que indican claramente que la discriminación forma parte de los valores del ejército reduciendo el incidente a un supuesto de falta de oportunidad y no tomando medidas radicales que impidan que tales situaciones se produzcan.

Entendemos que la actuación de la Legión es constitutiva del delito previsto en el artículo 510 del Código Penal por cuanto incita al odio y la discriminación hacia las mujeres calificándolas en cuanto pertenecientes a un determinado género de ladronas o rameras entre otras cosas, produciéndose los hechos con clara intención de denostar a las mujeres frente a la supuesta hombría de los integrantes de este cuerpo militar, y por ello deben ser objeto de persecución e investigación por parte de esta Fiscalía especializada en delitos de odio y discriminación.

Desde el PCA no vamos a dejar pasar ni una sola acción que vulnere los derechos de las mujeres, que las denigre o incite al odio y la discriminación. A ver cómo se porta la justicia en este asunto.

Publicado en el Nº 312-313 de la edición impresa de Mundo Obrero enero 2018

En esta sección

Carlos Hernández Pezzi: "El dinero que dejan los turistas se lo llevan los grandes operadores”SOCIMIS y viviendas turísticas: las consecuencias de la desregulación a la cartaTuristificación: hacer negocio con la ciudadDel Barranco de Víznar a la plaza de Mariana Pineda por la concesión del Premio Nobel a Federico García Lorca"Desde los ayuntamientos se pueden articular mecanismos de participación, de democracia radical para que la ciudadanía se vertebre, participe e incida en la política"

Del autor/a

El PCE condena el atentado terrorista contra Nicolás Maduro Jesús Carrera Olaskoaga, secretario general del PCE en el interior, homenajeado y enterrado en HondarribiaDel Barranco de Víznar a la plaza de Mariana Pineda por la concesión del Premio Nobel a Federico García LorcaEscuela de Formación Central, primeros pasos de nuestra batalla ideológicaMás huelgas y con más participación en 2017: la clase obrera comienza a rebelarse contra la precariedad