El MIR en Educación desvía del debate de fondo del Pacto Educativo La medida elitizadora perjudica a las hijas e hijos de la clase trabajadora por el coste y prolongación del proceso de selección.

Unión de Juventudes Comunistas de España 03/05/2018

El Partido popular con el apoyo de Ciudadanos, han anunciado la necesidad de un nuevo sistema de acceso a la docencia mediante la creación de una figura que se asimile al MIR en medicina. Esta medida ya fue anunciada por el PSOE en 2015 como propuesta programática y Podemos también planteaba políticas selectivas en la carrera docente. Es una medida mediática que pretende fundarse en la retórica de consenso del Pacto Educativo. El procedimiento para acceder a la docencia en la enseñanza pública seguiría pues 1º estudio de grado 2º máster de profesorado 3º prueba de acceso, la nueva figura de MIR y 4º realización de oposición o segunda prueba. Aunque en el debate de esta propuesta hay otras formas de selección propuestas por partidos y asociaciones.

Y es que la propuesta del MIR no es baladí y se centra en el papel que juega la docente en el sistema educativo: En relación con la hegemonía burguesa, el papel de la docente como cuadro intelectual, puede ser el de reforzar la unidad entre estructura y superestructura mediante la difusión de la ideología de la clase dominante, o por el contrario, la docente puede jugar un papel anti hegemónico, ya que media entre la sociedad y la autonomía del individuo al cual educa y instruye. Puede generar una conciencia crítica, que ponga en valor las necesidades primordiales de la clase trabajadora. Por tanto, esta medida trata de que las hijas e hijos de la clase trabajadora no puedan mantener el pago de tal proceso de selección alargando el mismo, por tanto es una medida elitizadora.

Además, supone una medida de precarización. No aborda si esos 2 años de trabajo que supondría el MIR, tienen que estar sujetos a una relación laboral y se han concebido que pueden ser unas prácticas remuneradas sin ningún tipo de cotización o sin los más elementales derechos de cualquier trabajador o trabajadora. Creando así unas docentes que sean mano de obra barata.

Profundiza en la lógica empresarial en la educación. Valorando las capacidades de la docente en tanto a los resultados que consigan, exigiendo una competitividad entre profesoras (y centros) ahondando en la segregación y la elitización de otros.

Esta medida, supone comenzar a centrar el debate de modelo educativo en la responsabilidad de la docente y su falta de capacidad, culpando y deslegitimando el trabajo de las mismas en el sistema de educación pública, como ya hizo el Partido popular en las movilizaciones contra la LOMCE.

Mediáticamente se pretende desviar el nudo gordiano del debate respecto al modelo de educación pública que queremos. No se aborda que ese MIR se dará en la precariedad de recursos que sufren día a día las profesoras, los recortes que a día de hoy mantienen y asfixian a la educación pública, no abordan las condiciones de temporalidad del profesorado, no aborda la raíz de los problemas que sufre la clase trabajadora en el actual sistema público tales como la masificación de las aulas, la pérdida del apoyo docente como orientadoras o psicólogas.

Mientras avanza un pacto educativo que será un paso más en la recomposición del régimen tras la crisis que sufre hoy día por la movilización de la comunidad educativa.

La UJCE mantiene un rechazo frontal contra esta propuesta, organizando la respuesta con la movilización del estudiantado y con los demás agentes de la educación pública.

Publicado en el Nº 315 de la edición impresa de Mundo Obrero marzo abril 2018

En esta sección

Vuelve Agitación, la revista de la Juventud ComunistaLas brigadas de la UJCE de solidaridad internacionalistaEl MIR en Educación desvía del debate de fondo del Pacto EducativoPor qué nos manifestamos el 8MJosefina Samper, semilla de nuestras luchas

Del autor/a

Las casas de apuestas inundan los barrios obrerosVuelve Agitación, la revista de la Juventud ComunistaLas brigadas de la UJCE de solidaridad internacionalistaEl MIR en Educación desvía del debate de fondo del Pacto EducativoPor qué nos manifestamos el 8M