Movimiento Democrático de Mujeres

Feministas antiimperialistas unidas, en España, en Europa y en el mundo

Cristina Simó Alcaraz. Presidenta Movimiento Democrático de Mujeres 05/07/2021

La RIAOMPI, la Red Internacional Antiimperialista de Articulación de Organizaciones de Mujeres, Mujeres de Movimientos Sociales y Mujeres de Partidos Políticos de Izquierda, nace en Caracas en el ENCUENTRO MUNDIAL CONTRA EL IMPERIALISMO. POR LA VIDA, LA SOBERANÍA Y LA PAZ, en enero de 2020.

Es una red coordinada por la Republica Bolivariana de Venezuela y organizada a partir de la participación de portavoces de mujeres de cada uno de los países, regiones, continentes y a nivel mundial.

El Congreso Bicentenario de los Pueblos del Mundo, que se celebró entre el 21 y el 24 de junio de 2021, ha sido elegido como escenario propicio para la consolidación de la RIAOMPI, a la memoria de las Heroínas que lucharon en la Batalla de Carabobo, la cual selló la independencia de Venezuela del imperio español.


Porque el imperialismo estadounidense de la mano de gobiernos europeos pretende asfixiar no solo a Venezuela, sino a todos los pueblos del mundo, al conjunto de la clase trabajadora y especialmente a las mujeres.

Ante las injerencias y agresiones imperialistas sufrimos las situaciones de vida más vulnerables: la feminización de la pobreza, los desplazamientos forzados, la pérdida de hijos e hijas, la precariedad en los campos de refugiados y refugiadas, la violencia sexual. Todas somos susceptibles de ser víctimas de la trata con fines de explotación laboral, sexual y reproductiva del patriarcado en todos los rincones del mundo.

Hoy a las mujeres que nos identificamos con el feminismo de clase nos corresponde estirar del hilo antiimperialista a partir de la unidad y una agenda de acciones conjunta.

La lucha por la solidaridad y la paz son dos valores que nos han caracterizado históricamente. Es por ello que, las feministas del Movimiento Democrático de Mujeres no podemos concebir el feminismo sin antiimperialismo.

Porque el imperialismo al igual que el patriarcado se basa en unas relaciones desiguales de dominación y sometimiento de las más vulnerables. Y de la misma manera ante la rebeldía el sistema imperialista responde con violencia y crueldad.

Para Estados Unidos y los gobiernos europeos que le apoyan no existe la lógica de la vida, su lógica es la de la guerra contra quienes no se someten a sus voluntades y la de la tortura contra las más débiles, y en este marco las más vulnerables somos las mujeres.

La inhumanidad del sistema imperialista no tiene límites, lo hemos visto durante la pandemia que no solo han dificultado el acceso a la vacuna, sino que durante la crisis sanitaria mundial han aumentado las acciones coercitivas contra los países que no se someten a sus voluntades y quieren ejercer su derecho de autodeterminación y soberanía. Son ejemplo Venezuela o Cuba frente a los que han agudizado la política de asfixia y estrangulamiento con el bloqueo económico.

En Europa, la Comisión Europea acuerda un “Plan financiero de recuperación para el futuro de las nuevas generaciones” que carece de perspectiva feminista. Nos pretenden devolver a la desigualdad anterior a la pandemia, un eufemismo de normalidad. Está claro que no pretenden un nuevo orden de prioridades en donde la vida tenga el máximo valor. Todo lo contrario, ya que se contemplan fondos al rearme y a la industria bélica.

Está claro que el imperialismo afecta directamente a la vida de las mujeres también en Europa y por ello debemos rechazar el aumento del gasto militar hasta el 2% del Producto Interior Bruto que nos pretende imponer Estados Unidos y denunciar enérgicamente el intento de financiar con los fondos de recuperación la industria bélica y la investigación de nuevos sistemas de armas más sofisticados. Ni la ampliación de bases militares de Estados Unidos y la OTAN en Europa como tienen previsto para continuar generando guerras, injerencias y agresiones contra los pueblos del mundo.

El Movimiento Democrático de Mujeres asumimos en Caracas, durante la celebración del Congreso del bicentenario de los pueblos del mundo, el compromiso de impulsar la RIAOMPI en España, de compartir y coordinar el plan de acción feminista antiimperialista con todas las mujeres de partidos de izquierdas, y organizaciones sociales de mujeres que compartan el mismo ideario de lucha feminista antiimperialista.

En este sentido compartimos las prioridades que resultaron del debate del sector mujeres del Congreso y en las que se va a basar la agenda común de acciones de la RIAOMPI.

La unidad de todas las mujeres feministas antiimperialistas en la red nos va a hacer más fuertes contra el sistema capitalista, patriarcal, colonialista, racista e imperialista que agudiza la desigualdad y genera violencias.

La mirada interseccional del feminismo nos va a permitir sumar desde un punto de vista inclusivo de todas las opresiones que sufrimos las mujeres ya sea por raza, sexo, clase, y/o sexualidad.

La prioridad fundamental debe ser el poder económico de las mujeres, la redistribución equitativa de la riqueza, las tierras y la corresponsabilidad. Todo ello necesario para conseguir la igualdad real.

Unificar las batallas legislativas en derechos afectivo sexual y reproductivos y la interrupción voluntaria del embarazo. Y erradicar la trata de mujeres y niñas para la explotación sexual, reproductiva y laboral.

El Movimiento Democrático de Mujeres vamos a trabajar por impulsar la RIAOMPI en España y en Europa desde la Federación Democrática Internacional de Mujeres comprometidas en la misma lucha. Porque en pandemia mundial no vamos a permitir más retrocesos en nuestras conquistas, ni vamos a permitir más agresiones e injerencias a los pueblos que quieren que se les respete su autodeterminación y soberanía. Al contrario, toca reconstruir un mundo nuevo sobre los pilares de la igualdad, la justicia, la solidaridad y la libertad de los pueblos y de la clase trabajadora.

En esta sección

Tren sí pero con empresas que respeten los derechos humanosStop a los paraísos fiscalesConstruyendo vivienda digna por derechoGranada en defensa de la sanidad públicaGenocidios: un crimen internacional

Del autor/a

Si abolimos la prostitución no habrá trataDespenalizado el aborto en MéxicoSolidaridad con el pueblo agfano y de forma especial con las mujeres y niñas de AfganistánFeministas antiimperialistas unidas, en España, en Europa y en el mundoHacia el congreso del bicentenario de los pueblos del mundo