A medio son

¿Qué es democracia? Democracia, te falta ética universal y simbiosis con la naturaleza y la humanidad

Iñaki Chaves 29/10/2021

Me preguntas mientras me miro al espejo y me convences que es depositar un voto en una urna. Me has educado en que con eso es suficiente, simplemente.

Pero ya me he dado cuenta de que no, que Democracia no eres tú.

Me haces creer que somos iguales ante la ley, pero no todas ni todos lo somos. Parece que sigue contando más el nombre o la familia, la cuna que la escuela, la cuenta corriente que la educación, o lo que tenga en el bolsillo más que lo que piense con la cabeza. No hay igualdad cuando excluyes por el color de la piel, por la procedencia, por el género o por la clase social. Sí, esa que no reconoces pero que continúa marcando diferencias en el acceso a los derechos más básicos como el empleo, la vivienda, la educación, la sanidad o la justicia. Eso no es democracia.

Te llenas la boca de palabras vacías de contenido: libertad, igualdad, fraternidad, que no cumples y que te ofenden si te las demandan los demás. Te falta memoria, colectiva y democrática, ¡qué paradoja!, no para reabrir heridas, sino para cerrarlas y sanar la sociedad.

Me has tenido engañado tanto tiempo que esto que me vendes como democracia es más una dictadura, pero no la del proletariado, sino la de las eléctricas, que nos roban la luz; la de los bancos, que nos cobran por nuestra plata; la de los fondos buitres, que asaltan los nidos de la gente sin hogar; la de las fuerzas del orden, que agreden y causan desorden; la de los medios, al servicio del poder para vigilar a la sociedad y que son capaces de mentir para mantenerlo o para tumbarlo, y la de la corrupción.

Pero acá estamos las y los de abajo, el pueblo trabajador aunque no tenga empleo; el pueblo solidario ante la adversidad; el pueblo unido, ese que jamás será vencido aunque lo quieran enfangar; el pueblo creativo que sale a marchar y a pintar; el pueblo cansado de promesas rotas, cansado de clases políticas corruptas, cansado de derechos vulnerados e incumplidos, el pueblo convencido de que otra democracia es posible y que puede ser mejor.

Sin sesgos totalitarios disfrazados de liberalismo; sin amenazas de terrorismos superados; sin chantajes con la ruptura nacional; sin miedo a lo diferente o al cambio; sin violencias estructurales; sin desplazamientos ni desapariciones; sin recortes en lo público para “regalarlo” a lo privado, sin odios ni rencores ni “y tú más”. Pero sí con solidaridad, con respeto, con comprensión, con equidad, con responsabilidad y con dignidad. En definitiva, democracia, te falta ética universal y simbiosis con la naturaleza y la humanidad.

Y tú, ahí sigues, insistiendo en mirarme fijamente a los ojos para convencerme. Y yo te devuelvo la mirada y te pregunto, ¿qué es democracia? Democracia no eres tú.

El pasado15 de septiembre se conmemoraba el Día Internacional de la Democracia, este año con una mención especial por parte de Naciones Unidas al objetivo de desarrollo sostenible número 16 (paz, justicia e instituciones sólidas). Ya va siendo hora de cuestionarse sobre el concepto y su práctica. Al menos, sobre cómo la estamos practicando, porque, aunque sea el menos malo de los sistemas políticos conocidos, es también el más ensalzado y el menos cumplido.

Día Intnal. Democracia

Objetivo 16 desarrollo sostenible

En esta sección

Voxeza, voxpulismo e hivoxcresiaEl centenario del PCE y la amenaza del anticomunismoMonarquía o RepúblicaEl comunismo según MargalloEl ascensor

Del autor/a

Grande, AlmudenaMujeres¿Qué es democracia?La comunicación y las metamorfosis socialesUna feria de vanidades