Dos años de los ayuntamientos del cambioMadrid: una ciudad en construcción colectiva Hemos puesto fin a las políticas de austeridad y recortes (…) en 2016 ya se aumentó en un 26% la inversión social, en 2017 se incrementa un 22%.

Mauricio Valiente Ots. Tercer Teniente del Alcalde del Ayuntamiento de Madrid; Co-portavoz de Izquierda Unida Madrid 05/06/2017

Dos años de gobierno es un tiempo suficiente para hacer un balance. Madrid fue escenario de luchas sociales muy intensas que confrontaron los recortes como receta neoliberal para abordar la crisis y el saqueo organizado de sus recursos públicos. Sin tener en cuenta estos dos factores no se entendería la victoria en mayo de 2015 de Ahora Madrid.

Estos factores permanecen vivos. Este 20 de mayo la Puerta del Sol volvió a recuperar la efervescencia de la movilización social, que ya está ligada a su identidad, en apoyo a la moción de censura contra el gobierno del PP. La “Operación Lezo” está demostrando en estos días hasta qué punto el PP ha parasitado las instituciones en provecho propio.

La expectativa del cambio fue grande, tanto para los que anhelamos cambios en profundidad como para los que temen el ejemplo, nada menos que en la capital del Estado, de que es posible hacer las cosas de otra forma. Por eso la saña de la caverna mediática y los portavoces del régimen. Son y somos conscientes de lo mucho que nos jugamos. Montoro no ha puesto al ayuntamiento de Madrid en su punto de mira por casualidad.

Presentamos un balance que defendemos con orgullo. Con distintos ritmos y matices, hemos puesto fin a las políticas de austeridad y recortes; los dos presupuestos aprobados en este periodo han sido capaces de abordar la emergencia social; si en 2016 ya se aumentó en un 26% la inversión social, en 2017 se incrementa en 22% adicional, lo que ha supuesto pasar de los 521 millones destinados en el presupuesto de 2015 a más de 802 millones en 2017, un aumento del 53% con respecto a lo dedicado por el último gobierno del Partido Popular.

Al mismo tiempo hemos puesto en marcha instrumentos para combatir la desigualdad, una lacra que se ha incrementado con las políticas neoliberales. El año pasado nació el Fondo de Reequilibrio Territorial. Se dotó con 30 millones de euros y contempla 109 proyectos de empleo, vivienda, mejora y adecuación del entorno urbano, dotaciones y equipamientos e intervención y dinamización social. Para saber cuáles son los barrios con más necesidades, el Ayuntamiento ha desarrollado una metodología que ha permitido ordenar los 128 barrios de Madrid según sus necesidades de reequilibrio. En 2017 se multiplica la aportación a dicho fondo alcanzando la cifra de 76 millones de euros.

Desde febrero de 2016 está en vigor el protocolo de medidas a adoptar durante episodios de alta contaminación, centrado en evitar que los niveles de dióxido de nitrógeno (N02) superen límites tóxicos para la salud; su puesta en marcha sufrió un demagógico ataque por parte del PP y Ciudadanos, pero al final el sentido común ha prevalecido. El plan de recuperación del río Manzanares desde hace aproximadamente un año ha provocado una explosión de fauna. Un corredor natural que acerca la naturaleza a la ciudad, con sus beneficios ambientales y sociales.

El espacio público madrileño está fuertemente condicionado por el modelo de ciudad, que proyectos como las operaciones Campamento y Chamartín iban a profundizar al priorizar intereses especulativos. Desde noviembre de 2016 la Empresa Municipal de Transportes se ha hecho cargo de la gestión de Bici-Mad, lo que garantiza que la calidad del servicio de las bicicletas públicas sea sostenible y se inserte en una estrategia global. Para seguir trabajando en este nuevo modelo de ciudad se ha puesto en marcha el Plan A. 30 medidas relacionadas con la movilidad sostenible, la regeneración urbana, el consumo eficiente de energía o una serie de estrategias de renaturalización de la ciudad.

En el ámbito de la cultura estamos apostando porque no todo transcurra en el centro de la ciudad, porque los barrios están llenos de vida. También queremos que los barrios disfruten de la cultura, de la música, de las exposiciones y del teatro. Por eso la descentralización cultural está en marcha como uno de nuestros grandes ejes de gobierno. Las recientes fiestas de San Isidro han sido una prueba palmaria de esta concepción.

Los Ayuntamientos llevan mucho tiempo contribuyendo de forma cotidiana a la labor de defensa y promoción de los derechos humanos a través de sus programas y actuaciones. Sin embargo, la voluntad de nuestro gobierno es convertir esa tarea en uno de los ejes transversales de toda su acción. Un enfoque basado en derechos humanos, género e interseccionalidad en todas las políticas municipales. Con esa finalidad nació el Plan Estratégico de Derechos Humanos aprobado el pasado mes de febrero.

Tras varios meses de trabajo, el pleno del Ayuntamiento de Madrid aprobó el reglamento de funcionamiento de los Foros Locales de Distrito. Apenas dos meses después, más de 3.600 personas daban vida a los 21 Foros que ya están funcionando a pleno rendimiento. Los Foros son espacios a los que la gente, asociaciones y muchas personas a título individual, está dando forma y vida, un vivero de poder popular para cambiar nuestra ciudad.

Estos son algunas de las políticas que estamos desarrollando. Al mismo tiempo somos conscientes de las numerosas limitaciones que sufrimos, como la dificultad de revertir las privatizaciones a un ritmo más rápido, las limitaciones a la hora de contar con personal suficiente… Queda mucho por hacer. Dos años no son suficientes para el cambio que necesita nuestra ciudad, pero marcan una tendencia en un proceso de construcción colectiva.

Publicado en el Nº 307 de la edición impresa de Mundo Obrero junio 2017

En esta sección

Enrique Santiago pide al Ministerio del Interior que acabe con las organizaciones criminales de altos cargos de la policíaEl Congreso investigará la utilización ilegal del Ministerio del Interior por el gobierno del PPNuevo plan del gobierno para el confinamiento en los grandes municipios más afectados por la pandemia con la oposición de Madrid, Andalucía, Galicia y CatalunyaLa crisis de la monarquía, expresión de la crisis de régimenIU Madrid condena la violenta actuación policial contra los manifestantes en la Asamblea de Madrid

Del autor/a

Noventa años de 'Mundo Obrero'En el camino de la reconstrucciónSólo habrá reconstrucción desde lo público y con garantía de derechosLas fuerzas de la cultura y la propuesta comunistaBilly el Niño, no te olvidaremos