Contra el negacionismo que intenta equiparar víctimas y verdugosAsociaciones Memorialistas entregan a una delegación de Eurodiputados un Manifiesto demandando el cumplimiento de la Ley de Memoria Democrática de Andalucía Una comisión del grupo de Memoria Histórica del Parlamento Europeo visita hoy Sevilla para conocer el desarrollo de la Ley

Gema Delgado 18/01/2019

Eurodiputados del Grupo del Parlamento Europeo sobre Memoria Histórica se han desplazado a Sevilla para reunirse esta mañana con organizaciones memorialistas y conocer cómo se está llevando a cabo la aplicación de la Ley de Memoria Histórica de Andalucía. Tras un encuentro con un grupo de asociaciones memorialistas, visitaron a las fosas del cementerio San Fernando de Sevilla, acompañados de familiares de víctimas de la represión franquistas enterradas allí. La visita continúo en la basílica de la Macarena para denunciar que en un espacio público, que disfruta de una subvención pública, esté enterrado en un lugar de honor “el director del genocidio franquista en Andalucía, Queipo de Llano, incumpliendo flagantemente la Ley de Memoria Histórica y Democrática de Andalucía”, según explica el promotor de esa ley, Luis Naranjo, ex director general de Memoria Democrática de la Junta de Andalucía.

La visita concluyó en el Parlamento Andaluz donde Paqui Maqueda, conocida víctima del franquismo y veterana luchadora memorialista, entregó a los eurodiputados el manifiesto de elaboración colectiva “En Defensa de las políticas públicas de Memoria Democrática y contra el negacionismo de los crímenes del franquismo”.

El manifiesto, redactado en respuesta al programa político de la derecha y la extrema derecha y ante la posibilidad de que deroguen o paralicen la ley de memoria histórica, demanda el cumplimiento de las políticas públicas de memoria histórica y los ejes de la Ley de Memoria de Andalucía que las sustentan. En ese sentido, critica que no se hayan puesto los medios ni la voluntad para desarrollarla: “las potencialidades de la Ley no han sido llevadas a la práctica plenamente por insuficiente financiación, ausencia de desarrollo normativo y falta de compromiso por parte del gobierno andaluz en la última legislatura”. Por eso, exigen a los poderes públicos de Andalucía el mantenimiento y fortalecimiento de las políticas públicas de Memoria, “desarrollando, aplicando y dotando de recursos económicos la actual Ley de Memoria Democrática y apoyando el movimiento asociativo memorialista andaluz”.

También se enfrentan con las expresiones de negacionismo que intentan equiparar víctimas y verdugos y que niegan los delitos de lesa humanidad cometidos por la dictadura”, lo que, según continúa el manifiesto, “supone una línea roja que separa el pensamiento democrático de las actitudes autoritarias y neofascistas, que nunca debería ser traspasada”. El negacionismo, insiste Naranjo, que es uno de los autores del manifiesto, “es incompatible con la democracia y los derechos humanos”.

Los diputadas y diputados de Adelante Andalucía Ana Naranjo, José Ignacio García, María García Bueno, Maribel Mora y Nacho Molina, acompañaron al eurodiputado Miguel Urbán, miembro del intergrupo de Memoria Histórica del Europarlamento, en la visita y en las declaraciones que éste hizo a los medios en la puerta de la basílica de la Macarena. “España es una excepción en Europa. Somos el único país que no ha podido juzgar ni a nuestra dictadura, ni a los crímenes de esta dictadura ni a sus criminales” dijo, denunciando que “mientras un “genocida, como Queipo de Llano, está enterrado en una basílica, el fundador de la patria andaluza, Blas Infante, está sepultado en una cuneta, igual que Lorca y otros 50.000 andaluces. Urbán declaró que ya hora de romper con este régimen de impunidad, con el olvido y la amnesia. “Es fundamental que se apliquen las recomendaciones del Parlamento Europeo y que se pueda juzgar de una vez la dictadura, sus crímenes y sus responsables” concluyó.

En esta sección

Caminando por la igualdad, derechos y libertadesEl rey viene de otra legitimidad y la Constitución está agotadaLa Huelga Feminista: Un grito globalLento e inexorable, el mundo rural pide pasoEl asalto del totalitarismo religioso y el imperialismo a los derechos de la mujer

Del autor/a

Miguel Ángel Bustamante: “Hay que dejar de pisar moqueta y estar en los conflictos, en la calle”La trastienda laboral del Mobile World CongressMentxu García del Monte: "Mientras exista este patriarcado capitalista, tenemos que decir basta ya"Beatriz Panadero Muñoz: “Gracias a esta gran movilización social hemos adquirido lenguaje, conciencia...debemos seguir luchando”Arantxa Carcedo Saavedra: “El movimiento feminista ha vuelto a inundar las calles de reivindicaciones”