Disfraza de “esfuerzo extraordinario” el viejo plan de 2014El gobierno de Andalucía recorta 113 millones en planes de empleo con cerca de un millón de personas en paro El secretario general del PCA ha apuntado que “los recortes en el plan de empleo y en las universidades públicas contrastan con los regalos fiscales a las grandes fortunas.

Miguel Santos 23/06/2020

El gobierno andaluz ha recortado en 113 millones de euros la convocatoria de los planes de empleo a través de los ayuntamientos, ahora denominado Plan Aire. El programa, que el ejecutivo de Moreno Bonilla anuncia como un esfuerzo extraordinario con motivo del COVID-19, viene realizándose en Andalucía desde 2014 y estaba ya consignado en los presupuestos vigentes de la Junta de Andalucía.

El tijeretazo al plan de empleo local va a suponer la pérdida de más de 10.000 contrataciones en Andalucía, cuando la comunidad cuenta con 996.087 personas registradas en el paro, según el último dato oficial del SEPE.

Además, a pesar de la insistencia de la oposición y de la Federación Andaluza de Municipios y Provincias (FAMP) para que el programa pudiera ponerse en marcha en cuanto fuese posible, las primeras contrataciones de esta convocatoria no tendrán lugar hasta septiembre.

Según el Secretario General del Partido Comunista de Andalucía (PCA) y portavoz de la Dirección Colegiada de IU Andalucía, Ernesto Alba, el presidente de la Junta “se dedica más a confrontar con el gobierno central que a solucionar los problemas de las andaluzas y los andaluces”.

En este sentido, Alba ha afeado que el Gobierno andaluz vuelva a “vender humo, engañando a las personas en paro y utilizando a los ayuntamientos, que sufren un nuevo desprecio pese a haber estado en la primera línea de batalla contra el COVID-19”.

El secretario general del PCA ha apuntado que “los recortes en el plan de empleo y en las universidades públicas contrastan con los regalos fiscales a las grandes fortunas, la contratación de publirreportajes en diversos medios de comunicación para alabar su propia gestión o la bonificación al 100% de los impuestos a las máquinas tragaperras”. Para Alba, “son claros ejemplos de que el motivo no es la cuadratura presupuestaria sino los dogmas neoliberales del gobierno andaluz”.

En esta sección

IU considera que la sentencia sobre Bankia consagra la impunidad de cualquier operación financiera en connivencia con los reguladoresRechazo frontal al recorte de la Renta Básica extremeñaEl PCE exige parar los ERES y elaborar un plan estratégico para el sector aeroespacialYolanda Díaz: “La política de protección social del gobierno de coalición lleva la marca de Unidas Podemos”El PCE reclama un sistema público de pensiones garantizado por una fiscalidad justa

Del autor/a

El gobierno de Andalucía recorta 113 millones en planes de empleo con cerca de un millón de personas en paroEl Gobierno andaluz regala la presidencia a Vox para garantizar la mayoría de las derechas